El Hogar para discapacitados “Arco Iris” cumplió la pasada semana un mes de funcionamiento en la ciudad.

Ya con seis pacientes, el espacio continúa creciendo y a la espera de incorporar nuevos internos.

“Estamos contentos porque el Hogar ya cumplió un mes en funcionamiento. Estuvimos reunidos con el personal, quien también está adaptándose a la situación de atender a personas con discapacidad. Vamos creciendo de a poquito. Empezamos con cuatro pacientes, hoy ya hay seis y estamos esperando autorizaciones del PAMI, las cuales lamentablemente se demoran mucho, pero hay que hacerlas”, señaló el Director de Desarrollo Social, Cárlos Lépore.

“El personal está conforme con el trabajo que tenemos. Lo que queremos es seguir creciendo y seguir incorporando gente para que el Hogar cumpla su fin para el cual está hecho”, añadió el Doctor.

A la espera de una unidad de traslado

“Estamos esperando una traffic que pedimos para discapacitados, para poder trasladarlos a otros lugares. Realmente, los primeros internados que hay no tienen gran posibilidad de ser trasladados a otros espacios, pero sí van los familiares a pasar el día y vemos una muy buena predisposición de parte de ellos. Además, tanto psicólogas como terapeutas, están haciendo un gran trabajo. Pero te repito, estamos a la espera de esa traffic, que también son trámites engorrosos que hay que hacer y que vamos a ver si podemos definirlos en algún momento. A su vez, el clima tampoco ayuda a que los saquemos del lugar y los llevemos. Pero bueno, eso lo vamos a ir incorporando a medida que pase el tiempo y que vaya mejorando el factor climático también”, finalizó.