El municipio está trabajando en proporcionar una solución definitiva para terminar con los conflictos y problemas que ocasionan los residuos urbanos, los depósitos a cielo abierto, las quemas clandestinas y el humo.

Un tema tan importante, que afecta a la comunidad, tiene que ser tratado con seriedad y con gestiones de fondo. En tal sentido, la Municipalidad, trabaja desde hace tiempo y lo demuestra con acciones y con hechos concretos.

La implementación de ciertas medidas y cambios que hacen y harán a una mejor calidad de vida para los vecinos, no es para nada económico. No obstante, con la decisión firme de combatir esta problemática, el Gobierno local, ha invertido hasta el momento, cerca de dos millones de pesos, siendo este un número más que representativo para lo que son los recursos municipales.

La gestión más significativa fue la compra de un predio de cuatro hectáreas –fuera del radio urbano- con el compromiso de una futura ampliación por tres hectáreas más, a la empresa Las Taperitas S.A. Dicha acción, se llevó a cabo el pasado mes de junio en el despacho del Intendente, en donde se firmó el boleto de compra-venta.

Al respecto, el Intendente manifestó: “Estamos avanzando e invirtiendo en esta problemática, hemos podido obtener recursos a través de la Secretaria de Medio Ambiente de la Nación y con recursos propios del Municipio. Planteamos hace un tiempo un pedido de participación del Gobierno Provincial ya que creemos que esta es una problemática en donde todos los niveles del estado deben participar. Todavía no hay respuesta satisfactoria pero esperamos poder contar con el apoyo”.

En esa oportunidad, tras una amena charla, en donde ambas entidades mostraron su conformidad por el trato, el Municipio abonó el 30% (algo más de $ 230 mil) del monto final de dichas hectáreas de campo, con un valor total cercano a los 800 mil pesos. Esta compra directa estuvo avalada por el Honorable Concejo Municipal tras un proyecto que el Ejecutivo envió al recinto.

“Tras firmar, el Municipio tomó posición del inmueble para comenzar con los trabajos previstos para la Planta de Clasificación y el Deposito Final de los Residuos”, indicó el Secretario de Hacienda y Desarrollo Económico Gerardo Tessore.

Pero estas gestiones no fueron las únicas. Se ha licitado la adquisición y montaje de un tinglado con cubierta metálica -con una inversión de casi medio millón- donde se instalará la Línea Clasificadora de Residuos Sólidos Urbanos (RSU), adquirida con valor similar. Además, se compró una Chipeadora para el residuo de la poda urbana.

Ese trabajo que se realizó a paso firme durante muchos meses, se está convirtiendo en un hecho real y concreto. En estos días, se comenzó a trabajar en el predio y próximamente se montará la planta y a adecuar el espacio.

La Municipalidad planea terminar con la problemática de manera definitiva. Están a la vista los esfuerzos y trabajos que se realizan pensando a futuro, por el bienestar de los vecinos y el cuidado del medioambiente.