Un nuevo ciclo se cierra en el Centro Integrador Comunitario, seguramente, para dar paso a nuevas propuestas e ideas.

Luego de muchísimas jornadas recreativas, compartidas en el edificio del CIC, concluyó el taller “Tardes de Verano” que fue dictado por los talleristas que conforman parte del equipo de Apoyo escolar del CIC: Martin Romeggio y Macarena Baravalle.

A lo largo del verano, los niños, niñas y jóvenes, desarrollaron actividades que fomentaron la amistad, la confianza, el compañerismo, la colaboración y la participación como así también, acciones que favorecieron la incorporación de nuevos aprendizajes y conocimientos, normas de conducta,  concentración, creatividad, etc.

En lo próximo, como cada año comenzarán a llevarse a cabo infinidades de actividades y talleres en el CIC abriendo las puertas a toda la comunidad y con el objetivo firme de seguir siendo un espacio apropiado por los ciudadanos.