Con una sala casi colmada, el teatro del Centro Cultural Cervantes respiró folklore de primer nivel, con una propuesta previa magnífica y un show central aún mejor.

En la noche del viernes, llegó a la ciudad “Cafruneando” de Yamila Cafrune, presentando la música y vivencias de su padre, el mítico cantautor “Jorge Cafrune”.

Pasadas las 21hs. las luces del teatro se apagaron y apareció en escena el ballet Sol y Luna de María Juana, dirigido por Romina Rodriguez Kern y César Hernández, con un cuadro de danzas estilizadas argentinas y en el final, un show impresionante con malambo y boleadoras, que arrancó un aplauso unánime y de pié del público.

Entre las presentaciones, el cantante local Raúl Herrera interpretó chacareras y chamamé, anticipando lo que vendría con posterioridad.

Seguidamente, tomó la palabra el director de cultura y Relaciones Institucionales Jorge Meynet, quien dio la bienvenida y agradeció al Ente Cultural la posibilidad de que el Trébol reciba un espectáculo como este.

Luego, habló la Diputada Provincial Claudia Giaccone quien resaltó la posibilidad que los pueblos y ciudades de Santa Fe puedan disfrutar de la cultura y tengan acceso a ella, siendo esa la función del Ente, promocionando los valores y haciendo crecer a los valores santafesinos.

Tras esto, Yamila Cafrune subió al escenario junto a un guitarrista que la acompaña y comenzó a andar el camino de su padre, entre melodías e historias, haciendo un ida y vuelta con el público.

Cerca de la medianoche, culminó la presentación con una ovación de los presentes y el reconocimiento del Gobierno Municipal por tal presentación.